domingo, 24 de diciembre de 2006

otros aspectos...



Siempre dicen que es bueno dedicarse a hacer de todo, por eso este último año me he pasado tratando de de pararme de manos jeje para algún día subir y bajar gradas de manos, sería bacán, pero solo quedarse un buen rato de cabeza es difícil, ojalá algún rato logre hacer eso, porque al menos ya puedo pararme desde el piso y caminar un poquito, jeje ojalá lo logre.

Hace como 3 días al fin logré comprarme el monociclo que tanto quería, para mi y mis panas fue la novedad porque nunca nadie lo había hecho y todos quería intentar, ahí todos los que quieran intentar no duden en caer al parque o avisarme si quieren intentar para que sean parte de las risas por el esfuerzo... Jajaja es un cague vernos todo lo que hacemos para intentar y la mayoría de veces la recompensa es dolorosa un buen pedalaso en las canillas o un golpe con el sillin en las "partes nobles" son muy comunes JAJAJA, pero ahí con las canillas rojas y sensibles de tanto golpe y las ingles "irritadas" de tanto aferrarse al monociclo para que no se caiga cada vez y con algo de dedicación he logrado dar un poco más de pedalasos para ir más lejos cada vez, mientras pase el tiempo voy a practicar para mejorar y lograr mi "demente y casi imposible" objetivo: ANDAR EN LA CINTA CON UN MONOCICLO...

algunas habilidades









...Además de intentar cruzar largos tramos de cinta he buscado desafiar mi habilidad de equilibrio haciendo algunos "trucos" ahí subido, que en verdad no son nada más que aplicación a toda la práctica que he hecho; creo que lo que más me costó fue aprender a hacer malabares y levantarme en la mitad de la cinta...

los panas...



Como ya dije antes se me ha acercado gente a perdirme que les deje intentar subirse a la cinta, mucha gente lo ha intentado pero los que más bacán es cuando lo comparto con mis panas... A la final con ellos empezé, cuando recién intentábamos cruzar un tramo de cuerda que tensábamos porque no teníamos la cinta y aunque nos scábamos la madre por los latigasos seguíamos ahí mismo hasta poder lograrlo.

Seguimos así hasta que conseguimos la cinta y nos transportamos a este mundo; compartir estos momentos con mis panas es bacán, porque yo observo como ellos lo intentan y se esfuerzan y hacen lo mejor posible, pero lo mejor es que se meten tanto en hacerlo que ahí arriba solo se dejan llevar por la vibración y el constante sube-baja de la cinta... Al mirarlos a ellos es como que afirmo lo que yo subido siento, sunpongo que me debo ver como ellos ahí arriba, concentrado o con una cara de "ñeque" para aferrarse y poco a poco irse relajando y tomar el control de cada movimiento ahí arriba.

Es muy diferente cuando estoy solo, aunque hay un significativo bullicio de la ciudad en mis orejas, cuando me sube todo se calla, en mi mente casi siempre habla mi voz tranquilizándome cuando estoy a punto de perder el control o siento un desbalance, entonces me estabilizo y continúo hasta bajar y volver a estallar mis sentidos con mi alrededor... Con los panas ahí se vuelve como un rito de tranquilidad, hasta la conversación cambia, porque sentimos dentro nuestro ese cambio que la cinta nos hace, todos nos conectamos con el mismo sentir, la misma adicción al control de la mente y el cuerpo ahí arriba...

...Gracias a toda esa gente que nos despierta y nos ayuda a identificamos con esto, por todos esos consejos de seguir adelante o incluso esas malos deseos que esperan botarnos, ahora nos hacen más persistentes... Gracias a la gente que me comprende por qué estas actividades son tan importantes para mi...

domingo, 26 de noviembre de 2006

"la convicción y el espíritu"


...el miedo a caer no es nada comparado con el temor a no poder nunca levantarse del suelo...

...inicios


...Jaja la gente se acerca mirando como cosa rara a alguien que hace algo que nunca han visto, la mayoría solamente ven, disfrutan un rato del "espectáculo" de ese man haciendo esas notas, y se van; otras hacen su aparición de interés preguntando cosas, como: "usted es de un circo", "dificil se ve no be!" o simplemente "esta loco ese man"; o siempre hay ese que llega: "ve' se man, deja intentar una vesita be"; de todas formas tratan de encontrar su sentido a esa actividad extraña que no es familiar para ellos.
A toda la gente sea como sea que mire nuevas actividades debe saber que detrás de todo hay un interés por el que lo realiza, una pasión, una estrecha entrega que hace de esa actividad importante en sus vidas.
Hacer cinta para mi se ha convertido en otro estilo de encontrar tranquilidad, de equilibrarme en este desequilibrio de la sociedad, de la opresión y la mentira, del desgano y el "a mi que chu..." de todos, me conecto en esta cinta como un nuevo universo en el que floto con destreza y concentración hasta encontrarme en paz... desde empezar a hacer, hasta caerse y volver a levantarse, es el proceso que forja esta "extraña" pasión por CAMINAR EN EL AIRE, por flotar y encontrar el centro de nosotros que nos lleva hacia el otro lado de la cinta...